articulaciones

La importancia de cuidar nuestras articulaciones va más allá de si hacemos deporte o no. Cualquier persona es susceptible a sufrir problemas articulares, ya sea por su trabajo, la edad, el deporte o la genética por lo que es algo que debemos tener muy presente, y más ahora que el frío nos tiene encogidos.

Así que os damos algunos consejos para que cuidéis vuestras articulaciones de forma natural.

Debemos cuidar nuestro peso corporal: Esto supone el primer elemento de sobrecarga y desgaste mecánico. Los ejercicios suaves y mantenidos son la mejor opción frente a los ejercicios muy intensos, que pueden ser desaconsejables para personas que no están acostumbradas a entrenamiento físico.

La actividad física: Potencia nuestra estructura muscular, que protege las articulaciones, evitando así el rápido deterioro de las articulaciones. Esto es especialmente importante en partes de nuestro cuerpo como la columna y los músculos lumbares, así como en la rodilla y la musculatura del cuádriceps.

Descansa un día: Si has decidido ponerte con el ejercicio o ya hace tiempo que entrenas, no te olvides de tomarte enserio el tener un día de descanso, tus articulaciones te lo agradecerán.

Mantén tu peso ideal.

No consumas tabaco y no abuses del alcohol.

No olvides nunca mantener una buena postura: Si eres de esas personas que pasa horas sentada en una silla en su puesto de trabajo, que pasa mucho tiempo de pie o haciendo la misma actividad, recuerda que debes tener siempre una postura adecuada para no dañarte.

Si ya sufres alguna lesión articular o estás débil en este sentido, te recomendamos desde El Naturalista que pruebes con algunos de nuestros productos naturales, que te ayudarán a proteger tus articulaciones y a mejorar tu rendimiento, como Oseovial u Oseonatur.

Puedes encontrarlos en farmacias y para farmacias de toda España, pregunta a tu farmacéutico por nuestros productos.