02G03936

Llegado el buen tiempo es cuando, pensando en las vacaciones, decidimos ponernos en forma, llevar una buena alimentación para perder esos quilitos de más y estar a gusto en la playa o la piscina. Pero muchos estudios demuestran, y ya lo advierten los nutricionistas, que una vez empezadas las vacaciones nos olvidamos de los hábitos de vida saludables y pasamos a los excesos, con los que llegamos a aumentar entre dos y tres quilos.

Ahora, necesitamos una puesta a punto para retomar nuestra rutina de trabajo y volver a la alimentación saludable de antes para así enfrentarnos al invierno de la mejor forma.

No nos gustan las prisas, no. Intentar desprendernos de ese quilito de más de forma drástica no es la solución ya que puede provocarnos cambios de humor, falta de energía o, lo que es peor, puede afectar a nuestro organismo. Los cambios bruscos nunca son buenos.

Por eso, aquí os dejamos algunos consejos para llevar una puesta a punto completa, sana y efectiva:

Comer cinco veces al día: No cuatro ni seis, sino cinco. Muchas veces el estrés o la rutina no nos deja hacerlo pero es verdaderamente necesario para el buen funcionamiento de nuestro organismo. mantenerlo activo nos ayudará a evitar los picos de glucosa.

No hacer dietas drásticas: Lo mejor es comenzar a comer de manera equilibrada y permitirse pequeños caprichos con moderación. La sensación de hambre nos puede producir ansiedad, lo cual provoca un efecto revote que nos lleva a atracarnos de comida a deshoras. Una dieta normalizada y equilibrada se lleva mejor y ¡es más eficaz!

¡A correr!: O caminar. O subir y bajar escaleras. O ir a clases colectivas. No hace falta “machacarse en el gimnasio” para conseguir estar en forma. Con un poco de continuidad se habituará al ejercicio y pronto notará los beneficios.

Beber agua: Sea verano o invierno, cualquier época del año es buena para beber agua ya que nos ayuda en la digestión, nos aporta energía y contribuye a mejorar nuestra forma física, entre muchos otros beneficios. ¿Por qué no pruebas a sustituir las bebidas gaseosas por agua?

– Siempre que nos pongamos a dieta, es necesaria la supervisión de un profesional de la salud.

En la tienda online de El Naturalista puedes encontrar algunos complementos alimenticios que pueden ayudarte a llevar mejor la dieta.

CHITOSAN: Debido a su estructura química, Chitosan es capaz de unirse a las grasas de los alimentos evitando que estas sean absorbidas por el organismo. Así, eliminamos parte de las calorías que las grasas aportan en nuestra dieta.

ALCACHOFA: Se caracteriza por su contenido en cinarina y en ácido málico que aumentan la producción de bilis y a su vez también produce un aumento de la diuresis. Estas características hacen que la alcachofa sea una planta interesante como coadyuvante en dietas de control de peso.

CITRUS: A base de corteza de naranja amarga, Citrus consigue disminuir los depósitos grasos del organismo que  provoca una mejora en la actividad física y facilita la producción de energía.

COLA DE CABALLO: Se caracteriza por un alto contenido en flavonoides y en sales minerales, lo que le proporciona efectos diuréticos y le confieren propiedades remineralizantes que contribuyen a la regeneración de nuestros tejidos.

GLUCOMANANO: Es la fibra dietética vegetal saciante de más uso y con más tolerancia. Glucomanano reduce la sensación de hambre por medios mecánicos. Al mismo tiempo contribuye a aumentar el volumen de heces y conseguir regular la función intestinal y evitar el estreñimiento.

TÉ VERDE: Este té disminuye la absorción de grasas y aumenta los niveles de catecolaminas, lo que favorece la termógenesis. Además, por su contenido en cafeína, aumenta la eliminación de la orina, es decir aporta un efecto diurético.

poneeer

Nosotros ya los hemos probado y estamos encantados, ¿te apuntas?